White Singularity: Política Singular

Política Singular

Ante este panorama de cambios, ¿qué se puede esperar en cuanto a la forma de hacer política y cómo ésta se interrelaciona con otras fuerzas socioeconómicas para organizar nuestra sociedad?

Decir que la política y los políticos son uno de los estamentos sociales peor vistos de nuestra sociedad es una obviedad. No es que su comportamiento sea muy diferente del que fue en otras épocas, pero los cambios sociales descritos en este libro, han contribuido a reducir la tolerancia de la gente, al tiempo que los avances tecnológicos exponen, de manera drástica, los peores comportamientos públicos al juicio del ciudadano.

Pero esa inestabilidad no es mala, por cuanto expresa una voluntad del Pueblo de controlar las decisiones que le afectan. Y esa voluntad encontrará salidas de lo más variadas. A nivel local primero, y nacional después, es de esperar que surjan iniciativas autoorganizadas que tratarán de controlar, apoyar o suplantar las funciones políticas.

Ese empuje ya existe, e irá cogiendo velocidad a medida que las insti- tuciones políticas se demuestren incapaces de dar respuesta a las necesidades de los ciudadanos. Por ejemplo, con propuestas de ley me- diante recogida de firmas hasta iniciativas de control ciudadano, pero también tratando de hacer la democracia mucho más accesible y activa para todos.

Así, fuerzas como el prosumismo y la democracia electrónica irán abriéndose paso poco a poco, más lentamente de lo que muchos desearían, pero de forma imparable. Desde luego, igual que en la economía o las finanzas, esa pérdida de poder y prestigio pondrá frente a frente a los partidarios del antiguo sistema con los impulsores del nuevo.

El resultado es, a mi entender, obvio e imparable, pero eso no quita que no existan suficientes personas interesadas en detenerlo como para que lo intenten.

La política también va a sufrir cambios radicales y conflictos. Y dentro de las instituciones políticas, podríamos englobar las diferentes religiones,

Ante este panorama de cambios, ¿qué se puede esperar en cuanto a la forma de hacer política y cómo ésta se interrelaciona con otras fuerzas so- cioeconómicas para organizar nuestra sociedad?

Decir que la política y los políticos son uno de los estamentos sociales peor vistos de nuestra sociedad es una obviedad. No es que su comporta- miento sea muy diferente del que fue en otras épocas, pero los cambios sociales descritos en este libro, han contribuido a reducir la tolerancia de la gente, al tiempo que los avances tecnológicos exponen, de manera drástica, los peores comportamientos públicos al juicio del ciudadano.

Pero esa inestabilidad no es mala, por cuanto expresa una voluntad del Pueblo de controlar las decisiones que le afectan. Y esa voluntad encontrará salidas de lo más variadas. A nivel local primero, y nacional después, es de esperar que surjan iniciativas autoorganizadas que tratarán de controlar, apoyar o suplantar las funciones políticas.

Ese empuje ya existe, e irá cogiendo velocidad a medida que las instituciones políticas se demuestren incapaces de dar respuesta a las necesidades de los ciudadanos. Por ejemplo, con propuestas de ley mediante recogida de firmas hasta iniciativas de control ciudadano, pero también tratando de hacer la democracia mucho más accesible y activa para todos.

Así, fuerzas como el prosumismo y la democracia electrónica irán abriéndose paso poco a poco, más lentamente de lo que muchos desearían, pero de forma imparable. Desde luego, igual que en la economía o las finanzas, esa pérdida de poder y prestigio pondrá frente a frente a los partidarios del antiguo sistema con los impulsores del nuevo.

El resultado es, a mi entender, obvio e imparable, pero eso no quita que no existan suficientes personas interesadas en detenerlo como para que lo intenten.

La política también va a sufrir cambios radicales y conflictos. Y dentro de las instituciones políticas, podríamos englobar las diferentes religiones, no por su naturaleza, sino por su comportamiento y su necesidad de formar parte de la vida ciudadana y política de cada país.

Las diferentes religiones encontrarán un duro oponente en el progreso tecnológico y científico, pero lograrán adaptarse en los primeros tiempos. Paradójicamente, son una de las instituciones más inteligentes que existen.

Pero con el transcurso de los años y la sucesión de los cambios terminarán, como casi todos nosotros, por perder el paso del progreso, y deberán integrarse en nuevas tendencias.

Así que dejadme haceros una pregunta. Si el ser humano lograse al- canzar la inmortalidad biológica, ¿qué sentido tendría pensar en un más allá? Si el hombre pudiese construir mundos virtuales, explorar el espacio, desentrañar los secretos del origen y el destino del universo ¿Podría sobre- vivir cualquier religión a ello?

Seguramente, no sin adaptarse, pero de la misma forma que la sociedad cambia, la religión sobrevivirá y evolucionará.

La ciencia no puede excluir la existencia de un dios, y por lo tanto, siempre habrá un espacio para la fe. Pero será una fe que se adaptará a los tiempos más modernos. Quién sabe si incluso no veamos el surgimiento de una religión muy particular nacida de la propia ciencia. La Religión Singular .

Mucha gente acusa a los partidarios de la Singularidad de una fe casi religiosa.

¿Es posible que se transformen en una religión organizada o en un movimiento social paralelo? ¿Por qué no? ¿No cumple la singularidad todos los requisitos que necesita una religión? Una entidad superior con capacidades que no podemos comprender, la capacidad de prometer un paraíso y de otorgar inmortalidad del alma, de la mente o de los cuerpos, el fin de la necesidad y la respuesta a casi todos los secretos del universo.

¿Veis los paralelismos?

No sería de extrañar por lo tanto que surgiese una Iglesia de la Singularidad de esta “religión singular”, para usar las promesas de la ciencia y la tecnología iniciando un movimiento de adoración al mismo proceso de cambio tecnológico.

Si esto será bueno o malo para dicho proceso, sólo el tiempo lo dirá.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s