White Singularity: Sentimientos de diseño vs sentimientos reales

Sentimientos de diseño vs sentimientos reales

Todos estos progresos maravillosos nos proveerán de un mundo sin limitaciones de riqueza, materia o energía. Cualquier cosa que queramos, cualquier producto que deseemos, y casi cualquier servicio, estarán a nuestra disposición.

Sin embargo, con suerte, lograremos diseñar un mundo en el que las personas seguiremos siendo libres, y podremos tener cierto grado de libre albedrío. Con algo más de suerte, ese grado de libre albedrío será casi infinito.

Pero siempre existirán límites, y esos límites serán precisamente las libertades de los demás. Como suele decirse, mi libertad termina donde empieza la tuya.

Es casi seguro que en una sociedad donde casi todo será posible y barato, por no decir gratuito en muchos casos, las normas sociales se relajen, y no sería extraño ver nuevos núcleos familiares, nuevos sistemas de convivencia, de organización, tendencias sexuales.

Pero siempre bajo la premisa de una elección personal en absoluta libertad.

En algunas obras de ficción muchos autores especulan sobre la posibilidad de cambiar de sexo con sólo pensarlo, otros sobre matrimonios de tres o más personas, trimonios y cuatrimonios, viajes oníricos de intercambio de pareja con gente de cualquier parte del mundo. Cualquier cosa que la gente desee.

Todo será posible en este mundo sin limitaciones materiales. Siempre que todos los implicados consientan en ello libre y plenamente.

La misma Sociedad garantizará que esto sea así, y será sin duda una de las pocas normas que se seguirán a rajatabla. Nadie podrá forzar a nadie a nada.

Pero incluso para aquellos caprichos o deseo frustrados existirán alternativas. Clones, realidad virtual, realidades oníricas, drogas inocuas de evasión, cualquier cosa por saciar los apetitos insatisfechos de los miembros de la sociedad.

Las iniciativas privadas, comunales, libres o estatales se volcarán en satisfacer esas necesidades no cubiertas, cada una por distintos motivos. Algunos dirán que estos sustitutivos no serán experiencias reales, pero las sensaciones que produzcan serán desde luego idénticas a las reales, e incluso mejores.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s