Conservemos nuestras bibliotecas

Reductos se cultura y arte en el mundo físico, las bibliotecas y librerías públicas y privadas merecen un especial esfuerzo de conservación.

La historia del Hombre, leía el otro día refiriéndose a The Internet Archive, huele a biblioteca quemada. Y con cada libro perdido se pierde una parte de nuestra esencia.

Por ello, crear, ampliar, conservar y mantener una biblioteca es luna de las tareas más importante que pueden acometer los Humanistas, aquellos que aman a la Humanidad.

Cualquier tema es bueno, cualquier tipología de biblioteca siempre aporta algo fundamental que otras no tienen. Por ello, cuando lees noticias del cierre de una biblioteca, o de una librería ya de paso, que no son sino los proveedores de las bibliotecas públicas y privadas, un pedacito de nuestra alma muere con ellas.

Llevamos ya muchos pedacitos, muchas bibliotecas, perdidas o cerradas, y me pregunto cuánto transcurrirá hasta que toda esta pérdida no se lleve consigo el alma de la Humanidad.

 

Imagen de Forcola Ediciones

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s