Cómo hacerte rico

Y hacer ricos a los demás.

Eres una de las mayores fuerzas creativas del mundo. Asume que puedes construir aquello que te propongas, si le dedicas suficiente tiempo y pasión.

Con tus ideas, o tus manos, puedes construir bienestar para todos nosotros y en el camino, lograr una gran riqueza material e inmaterial para ti y para quienes te rodean.

Pero ojo, no comiences a vanagloriarte todavía.

La mayoría de nosotros no pasa de las ideas y de la autocomplacencia. Nos creemos especiales, y podemos serlo, pero no lo somos.

Porque lo que hace especial a una persona no es sólo quien es, sino también, y sobre todo, lo que hace. Lo que hace por él y por los demás.

En resumen, deja de lamerte el pijo y trabaja por convertir tus sueños en realidad. Convierte y pasión, tu hobby, en el centro de tu vida activa.

Con tiempo y dedicación suficientes serás mucho más rico que cualquiera de los que aparecen en las revistas Forbes o Fortune. Y habrás cambiado el mundo.

Mis cinco consejos para esta tarea.

Uno. Descubre tu pasión. Un paso lógico y necesario, pero por otra parte muy olvidado por la mayoría de la gente. Si no sabes lo que te enamora, no podrás conseguirlo.

Para la mayoría, y aunque parezca paradójico, ésta es la parte más difícil. Cuando la tengas, habrás avanzado una buena parte del camino.

Dos. Trabaja duro. Te vas a pasar muchas noches y fines de semana haciendo lo que te gusta, pero eso no significa que no tengas que mantener una rutina y que forzarte a cumplirla.

Tres. Trabaja aún más duro. No eres el más listo ni el más guapo del lugar. No te engañes (¿te acuerdas de lo que dijimos del pijo?). Y ahora con internet ese lugar es el mundo. Por lo que seguro que no estás ni entre el millón de personas más listas del planeta.

Pero puede que sí seas uno de los cien mayores experto en tu área de pasión. ¿Has dedicado diez mil horas a esta actividad? Entonces te llamaré maestro.

Cuatro. No te olvides del mundo. Piensa en cómo tu actividad afecta a áreas como el medio ambiente, tu comunidad de vecinos, tu ciudad. ¿Consume recursos naturales? ¿Tienes que hacer algo para compensar un perjuicio que causas a tu ciudad, a los bosques o a las personas? Piensa en ello, pues generar riqueza significa dejar el mundo mejor de lo que estaba, y te sorprenderías de las veces que esto no ocurre cuando pensamos que sí.

Quinto. Olvídate de lo que piensen los demás.

En lo que respecta a tu pasión, sólo tú y otras 99 personas estáis tan capacitadas como para decirte lo que debes hacer. Estudia, escucha opiniones, piensa y desarrolla, pero si estás convencido de algo no dejes que algo tan efímero como la realidad te haga cambiar tu camino.

Si logras convertirte en una fuerza positiva de la naturaleza, si llegas a ser uno de los cien expertos en tu área, y actuar en función de ella, no sólo habrás cambiado el mundo sino que este viaje que es la vida habrá merecido la pena.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s