La más intrincadamente bella y compleja de las máquinas

Observar la Naturaleza como un todo no es fácil.

La complejidad inimaginable que los ecosistemas que la componen han alcanzado hace de la tarea una labor titánica. Entender la interrelación de los seres vivos, plantas, animales y microorganismos, de un ecosistema, entre ellos, como miembros de otras especies y con el propio ambiente, y luego ir sumando capa tras capa de complejidad hacia arriba y hacia abajo convierte la biología  la veterinaria, la medicina y la ingeniería ambiental en una de las más complejas ciencias que existen.

No sólo es necesario conocer cada una de las ramas de la vida, neurología, etología, botánica, ecología, embriología, micología, para comprender el todo que es la Naturaleza viviente es necesario comprender el clima, la geología, la historia, oceanografía, ingeniería, prácticamente cada una de las ramas de la ciencia.

Existen dos formas de enfrentarse a esta tarea, ambas, igualmente válidas.

Una, desde la lógica científica, analizando de manera sistemática cada interrelación, cada faceta de la biodiversidad ecológica.

La otra, desde el apasionado objetivo de los amantes de la naturaleza no científicos , en las que prima el sentido de admiración y maravilla por una construcción tan compleja y hermosa.

Y entre ambas, toda una mezcla de ellas que hacen que cada uno entienda la admiración por la naturaleza de una forma única y admirable.

¿Y tu? ¿Cómo contemplas y amas la naturaleza?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s