Los tres pilares de la Abundancia

Podríamos resumir mi plan para anticipar la llegada del Post-Capitalismo (o mejor dicho, de la economía de la Abundancia) en tres actuaciones:

– Creación automática de Riqueza, aumento de la productividad e inteligencia artificial.

– Reparto justo de la misma e implantación de una renta básica universal, empoderamiento ciudadano.

– Protección del medio ambiente y restauración de ecosistemas.

Sí, habría que definirlo mucho más, y se podrían hacer otras clasificaciones, pero en general, creo que si avanzamos mucho (pero MUCHO) en estos tres campos, lograríamos adelantar la llegada de la economía Agálmica, y poner fin a la Era del Capitalismo.

Negocios sin personas

Aquellos que temen la llegad de la robotización y de la era de las máquinas suelen consolarse a si mismos diciendo que al final, las empresas necesitan a las personas, y eso hará que salgan adelante iniciativas como la renta básica, las limitaciones al progreso o lo que tengan en mente para evitar que nos quedemos obsoletos.

Otras personas como Elon Musk creen que luna parte de la solución al desempleo tecnológico será no sólo la renta básica, sino la conexión de las personas a las propias máquinas, además de garantizar un desarrollo ético y amigable de la Inteligencia Artificial. Bien, esto daría para muchas discusiones que emprenderemos otro día, hoy me quiero centrar en nuestros argumentos sobre que la economía y las empresas necesitan a las personas.

Esa afirmación ya es dudosamente cierta ahora, pero en el futuro, será directamente falsa.

En estos momentos, la economía está centrada en las personas, todo es antropomorfo, desde las cadenas de producción y distribución, al consumo de recursos, el diseño de productos y servicios, etc. El ser humano ha hecho una economía a nuestra medida. ¡Lógicamente!

Pero con la creación de la compañía, lo que Joe Casey ha dado en definir como “la primera entidad verdaderamente indestructible creada por el hombre”, las empresas, los organismos con identidad jurídica, como ya nos advirtió Abraham Lincoln, ha ido creciendo en derechos y en poder. Ahora mismo, ya pueden ser juzgadas, como las personas, y aunque tienen innumerables derechos, tienen muchos menos deberes que las personas físicas (nosotros). Poder y dinero, menos responsabilidad que las personas, y casi los mismos derechos, lo único que contiene el dominio mundial por parte de las empresas no son los gobiernos, ni la necesidad de consumidores, sino la ley que dice que en lo alto de la cadena siempre debe haber un propietario humano…un empresario, un accionista, lo que sea.

El día que esta norma cambie, el día en el que una empresa no necesite accionistas o propietarios para ser considerada legal, ese día comenzará el fin del Ser Humano como ser dominante del planeta.

¿Os suena a algo? Sí, a la Inteligencia Artificial ¿verdad?

El despertar de la IA sigue un camino paralelo al despertar del Dinero y de sus instrumentos, las empresas. Uno de los dos despertará antes, y sustituirá al Hombre como nuevo rey de la Creación, la pregunta es…¿cuál de los dos despertará primero?

Pensar que ambas siguen caminos diferentes en su desarrollo. La IA, a pesar de que llevamos acumulando información e instrumentos para almacenarla y tratarla (bibliotecas, libros, teatros, televisión, radio, etc.), es un desarrollo rápido que sólo ha visto su explosión debido a las leyes de crecimiento exponencial en los últimos 50-70 años. El Dinero, sin embargo, lleva desarrollándose más de 3.000 años. Lenta pero inexorablemente.

El Dinero (y más que Dinero debería decir la Riqueza, o como lo llamaban los antiguos y para quienes os guste un barniz místico en estas cosas, Mammon) creó su propio idioma, la Contabilidad, su propia forma de moverse (el dinero fiduciario y las monedas), sus propios órganos, las empresas y las organizaciones supranacionales… tiene sus propios medios de comunicación especializados, es una de las creaciones humanas más estudiadas, y en general, creo que sólo la Naturaleza ha sido más escrutada que el Dinero y la riqueza por nuestros estudiosos, profesores, escritores, periodistas y universidades.

Más que la Religión. Más que los Derechos Humanos. Más que la Política.

depositphotos_150897436-ijiuyiub stock-photo-digital-money-concept.jpg

Todo esto no es nada con lo que sucederá cuando las empresas, que no son sino los órganos que mantienen vivo al Dinero, se conviertan en entidades físicas, no sólo legales, como las personas.

Para que entendáis el concepto en toda su amplitud debemos tomar la idea de la noosfera y la infoesfera expresada por muchos filósofos. No miréis a las empresas como entidades dirigidas por seres humanos que trabajan, dirigen, producen, crean, en ellas. Intentad imaginarlas como un organismo que tiene a su servicio a seres humanos que cumplen todas las funciones que ellas necesitan para sus requisitos vitales, que básicamente se reducen a expandirse y crecer.

Las personas que trabajamos en las empresas somos sólo órganos necesarios para que ellas cumplan sus funciones, como en nosotros hacen los pulmones, el cerebro, los vasos sanguíneos, el estómago. Partes más o memos esenciales (y “recambiables”) para una entidad que nace, crece, se reproduce, y que a diferencia de nosotros, no tiene que morir si evoluciona y se adapta con la suficiente rapidez.

Para quienes creéis que somos imprescindibles para esos organismos como consumidores os dejo dos pensamientos:

  • Lo mismo debieron pensar de los trabajadores, que eran irreemplazables, y quizás pronto las máquinas lo logren.
  • No hay nada que diferencie a un ser humano con derechos de una empresa con derechos, en cuanto a sus posibilidades de consumir. Si ahora las personas somos la base del consumo es porque así hemos diseñado el sistema, pero eso está cambiando, y pronto, los sistemas llamados B2B, entre negocios, representarán el 99% de los intercambios, acuerdos y negocios. Y en ellos las personas no tendremos nada que decir ni como consumidores, ni quizás, como productores.

Para que las personas pierdan su importancia como productores, debe producirse una evolución digital y un crecimiento de la Inteligencia Artificial, de tal forma que las máquinas se mezclarán con el dinero y quizás den a luz a un híbrido entre ambas que sea el futuro gobernante del planeta. Quizás los euros y los dólares se transformen en unidades de intercambio de energía, inteligencia, etc, y todo cambiará. Si no surgen juntas, bueno, será interesante ver quién se hace antes con el trono del Hombre, y cuanto logra mantenerlo antes su rival.

A mí me gusta ver el universo, o al menos el mundo, como la expresión de cuatro paradigmas interconectados. La Inteligencia, el Arte (la expresión Humana de la creatividad y la creación), la Naturaleza (en retroceso frente a las otras) y la Riqueza.

Son estos cuatro paradigmas lo que definen lo que somos y lo que hacemos, y no sólo el progreso humano, sino nuestra propia supervivencia, dependen de que encontremos un equilibrio para que los cuatro se desarrollen en sin destruirse mutuamente, y de forma amistosa para con la Humanidad.

 

conference-room-768441_960_720 ohrturyty678787futgouhyfnoiurtyrtg.jpg

El Crodfunding como herramienta

Cuando uno piensa en herramientas para la autosuficiencia suele pensar en los aperos de un huerto, en placas solares, herramientas de carpintería…sin embargo, no solemos ver las más poderosas de las herramientas a nuestra disposición como una ayuda en nuestro objetivo. Las herramientas digitales.

Me permito recordar los pasos/etapas de nuestro objetivo:

Autosuficiencia>Independiencia>Libertad>Abundancia

la-matriz-lifes-img_0056rr

Cuando hablo de las herramientas digitales suelo mezclar lo que es nuestro hardware, el ordenador, móvil y demás herramientas digitales, con el software, los programas, locales o en la nube, que usamos en ellos.

Y es que estas herramientas digitales han permitido un boom del prosumismo y la creatividad. Música, libros, blogs, juegos, series, películas…todo se ha disparado hasta estar disponible en cantidades virtualmente ilimitadas.

Hoy quiero hablaros de una de esas herramientas, el crowdfunding, o mecenazgo.

La mayoría de vosotros ya lo conoceréis, y sabéis que es una forma rápida de financiar proyectos de todo tipo, desde creaciones artísticas, a iniciativas ambientales, deportes, etc. Mediante pequeñas donaciones o compras anticipadas, podréis ayudar a creativos de todo tipo a lanzar sus productos, o a organizaciones ecologistas a realizar alguna actuación de protección ambiental.

Y lo que es mejor, en la mayoría de ellos el dinero que se aporta tiene como recompensa no sólo ayudar a crear toda esa riqueza, sino que se reciben a cambio los productos lanzados en el mecenazgo pero con enormes ventajas. Por ejemplo, quienes apoyen un libro recibirán el libro firmado, su nombre como mecenas, marcapáginas exclusivo, medallones, pósters o lo que el autor ponga a disposición de quienes aporten su financiación.

Ayer hablábamos de cómo publicar tu propio libro, y antes de ayer de cómo crear juegos personales para ahorrar en la partida de ocio. Incluso si no dispones de el poco dinero que cuesta ahora mismo hacer una autoedición de un libro, puedes utilizar estas herramientas para lograr la financiación de tu proyecto, y que tu libro, o tu juego, se hagan realidad gracias a los mecenas que creen en tu idea (si sabes realizarla bien y promocionarla).

¿Y cómo hacer un crowdfunding exitoso de una publicación?

Y por exitoso no me refiero a conseguir los objetivos básicos, ni recompensas, ni niveles, ni nada de eso. Me refiero a que llegue a los backers/mecenas en fecha y en perfectas condiciones. Porque ése es el éxito de tu crowdfunding, si no crees al 100% que es así, ni lo intentes.

Así que vamos a por esas ideas:

  • Escribirlo. No creo que sea una buena idea lanzar un Crowdfuning (CF en adelante) si no está bastante avanzado el proceso de escritura. Yo diría que al menos deberías llevar escrito el 50% del texto al menos, y sinceramente, eso me parece poco.
  • Aspecto gráfico: es fundamental que, si quieres tener éxito, tu juego tenga un buen aspecto gráfico. Eso es algo de lo que muchas veces adolecemos los creadores, pero tener clara cuál va a ser la maquetación, tener los ilustradores ya elegidos, etc.
  • Finanzas: piensa muy bien todo el tema de las metas y recompensas, así como en los costes. Todos hemos visto varios CF fracasar por no medir bien dos cosas, lo que eran capaces de ofrecer, y a qué precio ofrecerlo.
  • Elige bien la plataforma adecuada: no hay mucho que decir sobre esto. Mira cuál le conviene a tu juego tanto en cuanto a las condiciones como al impacto/llegada que tendrá en la comunidad.
  • Testeo: testea el producto, mejóralo, púlelo y después, vuélvelo a testear (es otra cosa en la que muchos fallamos). Y lo mismo con la escritura, revísalo, revísalo y vuélvelo a revisar.
  • Networking: Tanto antes de lanzar el CF, como después, haz networking, crea redes, mejora tus contactos. Si la gente no habla de tu juego te será mucho más difícil. No se trata, no te equivoques, de que inundes las redes con anuncios de tu juego, de recompensas, de logros desbloqueados. Eso es publicidad. Yo hablo de que deberías construir relaciones con otra gente del mundillo rolero, o del de internet, o del de los CF, o del de los escritores, y eso se hace ayudando, participando, creando, comentando, y siendo sinceramente colaborador con blogs, redes sociales, juegos y con la comunidad en general.
  • Logística: tres palabras, logística, logística, logística. Piensa cómo se va a imprimir, distribuir, entregar y soportar el producto. No olvides que eso es lo que estás creando, un producto, y debes producirlo, imprimirlo, empaquetarlo, entregarlo…es mucho más difícil de lo que crees.
  • Cumple lo prometido. No porque vayas a dañar el mundillo del crowdfunding, ni el del rol, sino porque si no lo haces, al final, el mayor perjudicado vas a ser tú. Nadie volverá a confiar en ti para un proyecto similar, y éste es el futuro de la economía. Todo queda guardado, todo queda registrado, y tú quedarás marcado para siempre.

Bueno, espero que encontréis estos consejos útiles si estáis pensando en hacer un Crowdfunding. Si no creéis que sean lo que vuestro lanzamiento necesita no pasa nada, seguid vuestro corazón.

Bonus: un último consejo. Pasión. Hagas lo que hagas, hazlo con pasión, sin perder de vista el objetivo final, y lucha con todas tus fuerzas por llegar a él.

Bonus 2: principales plataformas de crowdfunding.

  • Kickstarter la más famosa de todas ellas.
  • Verkami la segunda más conocida
  • Microdonaciones.net centrada en causas sociales
  • Goteo.org más enfocada a la innovación social
  • Patreon ésta es de las más interesantes, pues no se limita a un pago único por un producto/iniciativa, sino que se compromete una cantidad mensual (3-5€) y a cambio se recibe periódicamente una actualización (ilustraciones, juegos, libros, etc.).

Pero existen miles, algunas de las cuales han cerrado debido a su proliferación, así que aseguraos que lanzáis vuestro proyecto en una que no os dé este tipo de problemas.

El Crowdfunding como herramienta

Cuando uno piensa en herramientas para la autosuficiencia suele pensar en los aperos de un huerto, en placas solares, herramientas de carpintería…sin embargo, no solemos ver las más poderosas de las herramientas a nuestra disposición como una ayuda en nuestro objetivo. Las herramientas digitales.

Me permito recordar los pasos/etapas de nuestro objetivo:

Autosuficiencia>Independiencia>Libertad>Abundancia

Cuando hablo de las herramientas digitales suelo mezclar lo que es nuestro hardware, el ordenador, móvil y demás herramientas digitales, con el software, los programas, locales o en la nube, que usamos en ellos.

Y es que estas herramientas digitales han permitido un boom del prosumismo y la creatividad. Música, libros, blogs, juegos, series, películas…todo se ha disparado hasta estar disponible en cantidades virtualmente ilimitadas.

Hoy quiero hablaros de una de esas herramientas, el crowdfunding, o mecenazgo.

La mayoría de vosotros ya lo conoceréis, y sabéis que es una forma rápida de financiar proyectos de todo tipo, desde creaciones artísticas, a iniciativas ambientales, deportes, etc. Mediante pequeñas donaciones o compras anticipadas, podréis ayudar a creativos de todo tipo a lanzar sus productos, o a organizaciones ecologistas a realizar alguna actuación de protección ambiental.

Y lo que es mejor, en la mayoría de ellos el dinero que se aporta tiene como recompensa no sólo ayudar a crear toda esa riqueza, sino que se reciben a cambio los productos lanzados en el mecenazgo pero con enormes ventajas. Por ejemplo, quienes apoyen un libro recibirán el libro firmado, su nombre como mecenas, marcapáginas exclusivo, medallones, pósters o lo que el autor ponga a disposición de quienes aporten su financiación.

Ayer hablábamos de cómo publicar tu propio libro, y antes de ayer de cómo crear juegos personales para ahorrar en la partida de ocio. Incluso si no dispones de el poco dinero que cuesta ahora mismo hacer una autoedición de un libro, puedes utilizar estas herramientas para lograr la financiación de tu proyecto, y que tu libro, o tu juego, se hagan realidad gracias a los mecenas que creen en tu idea (si sabes realizarla bien y promocionarla).

¿Y cómo hacer un crowdfunding exitoso de una publicación?

Y por exitoso no me refiero a conseguir los objetivos básicos, ni recompensas, ni niveles, ni nada de eso. Me refiero a que llegue a los backers/mecenas en fecha y en perfectas condiciones. Porque ése es el éxito de tu crowdfunding, si no crees al 100% que es así, ni lo intentes.

Así que vamos a por esas ideas:

  • Escribirlo. No creo que sea una buena idea lanzar un Crowdfuning (CF en adelante) si no está bastante avanzado el proceso de escritura. Yo diría que al menos deberías llevar escrito el 50% del texto al menos, y sinceramente, eso me parece poco.
  • Aspecto gráfico: es fundamental que, si quieres tener éxito, tu juego tenga un buen aspecto gráfico. Eso es algo de lo que muchas veces adolecemos los creadores, pero tener clara cuál va a ser la maquetación, tener los ilustradores ya elegidos, etc.
  • Finanzas: piensa muy bien todo el tema de las metas y recompensas, así como en los costes. Todos hemos visto varios CF fracasar por no medir bien dos cosas, lo que eran capaces de ofrecer, y a qué precio ofrecerlo.
  • Elige bien la plataforma adecuada: no hay mucho que decir sobre esto. Mira cuál le conviene a tu juego tanto en cuanto a las condiciones como al impacto/llegada que tendrá en la comunidad.
  • Testeo: testea el producto, mejóralo, púlelo y después, vuélvelo a testear (es otra cosa en la que muchos fallamos). Y lo mismo con la escritura, revísalo, revísalo y vuélvelo a revisar.
  • Networking: Tanto antes de lanzar el CF, como después, haz networking, crea redes, mejora tus contactos. Si la gente no habla de tu juego te será mucho más difícil. No se trata, no te equivoques, de que inundes las redes con anuncios de tu juego, de recompensas, de logros desbloqueados. Eso es publicidad. Yo hablo de que deberías construir relaciones con otra gente del mundillo rolero, o del de internet, o del de los CF, o del de los escritores, y eso se hace ayudando, participando, creando, comentando, y siendo sinceramente colaborador con blogs, redes sociales, juegos y con la comunidad en general.
  • Logística: tres palabras, logística, logística, logística. Piensa cómo se va a imprimir, distribuir, entregar y soportar el producto. No olvides que eso es lo que estás creando, un producto, y debes producirlo, imprimirlo, empaquetarlo, entregarlo…es mucho más difícil de lo que crees.
  • Cumple lo prometido. No porque vayas a dañar el mundillo del crowdfunding, ni el del rol, sino porque si no lo haces, al final, el mayor perjudicado vas a ser tú. Nadie volverá a confiar en ti para un proyecto similar, y éste es el futuro de la economía. Todo queda guardado, todo queda registrado, y tú quedarás marcado para siempre.

Bueno, espero que encontréis estos consejos útiles si estáis pensando en hacer un Crowdfunding. Si no creéis que sean lo que vuestro lanzamiento necesita no pasa nada, seguid vuestro corazón.

Bonus: un último consejo. Pasión. Hagas lo que hagas, hazlo con pasión, sin perder de vista el objetivo final, y lucha con todas tus fuerzas por llegar a él.

Bonus 2: principales plataformas de crowdfunding.

  • Kickstarter la más famosa de todas ellas.
  • Verkami la segunda más conocida
  • Microdonaciones.net centrada en causas sociales
  • Goteo.org más enfocada a la innovación social
  • Patreon ésta es de las más interesantes, pues no se limita a un pago único por un producto/iniciativa, sino que se compromete una cantidad mensual (3-5€) y a cambio se recibe periódicamente una actualización (ilustraciones, juegos, libros, etc.).

Pero existen miles, algunas de las cuales han cerrado debido a su proliferación, así que aseguraos que lanzáis vuestro proyecto en una que no os dé este tipo de problemas.

La verdadera Guerra

Mira tu móvil, se está librando una batalla en él. Mira las noticias, pactos, amenazas, la llegada de un dirigente amenazador a Europa, partidos extremistas de todo pelaje. Lee el periódico, asesinatos, accidentes, terror…te sientes como en una guerra.

Sal a la calle, violencia, robos. Ves al médico, ¿lo habrán privatizado ya? Ves a trabajar, si lo tienes y no estás en paro, el metro atestado, el tren roto, carteristas.

Llega al trabajo, ¿te habrá quitado ya el trabajo tu compañero? ¿Os lo habrá quitado a los dos ese robot? ¿Van a cerrar la empresa para irse a China? ¿O van a cerrar la fábrica de China para meter robots o para irse a Vietnam? Ha subido el precio de la luz, significará eso que tendrán los accionistas de tu empresa que decidir cerrar la sede, o que el Banco de España te dirá que gastas demasiado?

Estás atrapado, el mundo es caos y todo va mal. Vives en el Mundo del Miedo.

Pero, ¿y si estás equivocado? ¿Y si la verdadera guerra, el verdadero conflicto, no es todo ese maremagnum de problemas, sino un único conflicto que los resume a todos…la lucha por la libertad de tu alma.

Consume, compra, compite, no colabores, trabaja más duro, apriétate el cinturón para pagar el nuevo coche, cómprate una casa más grande, compra, necesitas echar más horas, no cambies de trabajo, aguanta la bronca de tu jefe, echa gasolina que el precio sube, aguanta la bronca de tu cliente, hay que irse de vacaciones en este puente, paga la tarjeta, financia el aire acondicionado, aguanta la bronca del proveedor al que no le paga tu empresa, hay que irse de vacaciones en verano,  creo que ese número es el del banco, hay que irse de vacaciones en Navidad, consume, mata el miedo comprando, al menos, durante unos segundos.

¿No lo ves? ¿No ves que estás perdiendo la batalla más importante de tu vida, tu propia vida incluso? ¿No ves que vas perdiendo la batalla por tu libertad?

Es una batalla que se lucha en todos los frentes, en tu interior, en la televisión, en la radio, en cada esquina con un cartel o un escaparate, en cada conversación intrascendente de máquina de café, en la red. Este mismo blog seguro que te está enseñando demasiada publicidad aunque nosotros escribamos aquí gratis y sin ver un céntimo, intenta pasar de ello.

La batalla por la liberta de tu alma se libra a tantos niveles que ya la has perdido. No importa cuánto luches ni cómo, YA HAS PERDIDO.

Así que sólo te queda una salida. Inventar otra guerra, otra forma de combatir que no siga su guerra, ni sus reglas.

Eso es este blog. Por eso se llama La Caja de Pandora.

Enmarcado en el movimiento llamado FIRE (Financial Independence, Retire Early, aunque tampoco es del todo exacto, pues intentamos que vaya mucho más allá), este blog ofrece consejos para intentar obtener la independencia primero, luego, la libertad, y la abundancia después. Para ello profundizamos en muchos términos e ideas, por eso digo que esto no es un simple blog de FIRE.

No sólo queremos aprender cómo lograr la independencia financiera para poder dejar de luchar en SU sistema, queremos explorar también otras ideas como la Economía Post-Capitalista y la de Abundancia, y ayudarnos para ello de los movimientos prosumistas, maker, minimalista, survivalistas, de la economía circular, de la autosuficiencia, etc.

A mí, personalmente, me gusta circunscribir este blog en lo que yo llamaba los Movimientos de LIFES (incluso antes de que conociese el concepto FIRE, aunque este nombre queda mucho mejor):

  • Libertad Financiera
  • Independencia
  • Filantropía
  • Exuberancia/Abundancia
  • Supervivencia

Y dentro de cada uno de ellos los ya mencionados movimientos y conceptos, minimalismo, preper, de solidaridad, colaboración, maker, etc.

Me gusta ver este conjunto de ideas como una pirámide, pero la verdad es que tiene mucho más sentido verlo como una matriz de tres niveles. Cada una de las columnas es una categoría con tres niveles. En cada uno de los niveles verticales se logra un mayor grado de libertad.

Algo así, si me permitís mi falta de capacidad de diseño gráfico.

La Matriz LIFES IMG_0056.JPG

Más allá de que es una clasificación más o menos arbitraria, vemos que cada objetivo incluido dentro del sistema puede aportar algo de valor a nuestra lucha por lograr la independencia en esta guerra en la que nos hayamos inmersos. En la que nos han metido a pesar nuestro, o incluso con nuestro beneplácito.

Los niveles más cerca del suelo de la matriz son básicos para intentar sobrevivir, los intermedios, ya nos dan libertad, y los superiores, nos llevarían a disfrutar de la Economía de la Abundancia, algo que incluso un mercado liberal-capitalista envidiaría.

Como veis, incluso hemos inventado un movimiento, el Complexismo, que busca enfocar la mente, la voluntad y la acción en una única tarea, que es dotar del máximo significado y complejidad a cada objeto, acción y obra de arte.

El objetivo de todo ello no es otro que lograr, mediante la correcta y adecuada combinación de estos elementos (adecuada para cada persona, no hay dos casos iguales), lograr la Libertad y la Abundancia.

 

seychelles-4245171_960_720.jpg

Rompiendo Cadenas

Las formas en las que la Sociedad nos aprisiona son incontables.

Sí, la Sociedad nos permite vivir sin tener que preocuparnos de cazar, de que nos maten en una guerra (esto es cierto en muchos países), o en general, de que nos maten simplemente por un trozo de carne, una mujer o un terreno.

La Sociedad tiene muchas cosas buenas, pero también en muchas ocasiones se nos está quedando pequeña, en cuanto a las libertades que podría proporcionarnos y que no nos proporciona.

Vivimos en un mundo consumista repleto de escasez, de hecho, los que más dinero ganan son aquellos que saben gestionar mejor la escasez. Escasez de dinero, de trabajo, de recursos, de energía, de votos, de oportunidades de amor, amistad, sexo, etc. Toda nuestra Sociedad se basa en la escasez, y en impulsar nuestras acciones a tratar de conseguir lo máximo posible.

Pero en el mundo está surgiendo un futuro distinto, un mundo de abundancia, que puede retar al paradigma actual y poner sobre la mesa otras cartas.

¿Quién decía que la información, las noticias, las películas, el ocio o la conexión era escasa? Ahora nadie se atrevería a decirlo. ¿Quién dice ahora que la energía, los bienes, la comida, las relaciones y el transporte son escasos en la era del nacimiento de las renovables, la impresión 3D, las granjas verticales, las APPs de encuentros y los vehículos autónomos? Quienes sostengan hoy en día eso serán las próximos que tendrán que reconocer su error, como las compañías discográficas, los periódicos o los videoclubs ya lo hicieron.

Entre las muchas cadenas que nos atan podemos citar algunos ejemplos:

  • Sociales: cuántas normas sociales están hechas para mantener un orden que ya no tiene sentido. Desde la prohibición del matrimonio LGTBI a la monogamia, pasando por la jubilación, el aprendizaje exclusivo durante la juventud…
  • Económicas: ante un mundo de robótica y automatización, de crisis económica continua y de necesidades de cambio profesional continuo, la idea del trabajo seguro de por vida está desapareciendo, y está siendo sustituida por conceptos como la Renta Básica Universal que protejan a las personas y les permitan adaptarse al cambio.
  • Políticas: la democracia no es votar cada 4 años y ya está, ahora es posible implicarse mucho más en el devenir político de nuestros países. De la misma forma, las fronteras, los bloques cerrados, ya no tienen cabida en nuestro mundo (aunque muchos se empeñen en revivirlos).
  • De consumo: se han creado patrones de consumo compulsivo que fomentan nuestra necesidad de huir de la escasez haciéndonos cambiar cada poco de ropa, móvil, coche…ante la crisis ambiental y social que vivimos, ¿podremos adoptar otros patrones de consumo y de producción inocuos con la Naturaleza y con nosotros mismos?

Son sólo unos pocos ejemplos de cómo nos vemos prisioneros por nuestros propios actos y los de los demás, pero si miráis a vuestro alrededor, veréis muchos más ejemplos y otras formas en las que se nos roba nuestra libertad.

Supongo que, como decíamos ayer, al final la cuestión es cómo romper estas cadenas y perseguir la Libertad.

Sol Naciente

Corría el año 1993, y mientras Spielberg llenaba las pantallas de gritos y dinosaurios con una película basada en la obra de Michael Crichton, otra obra llegaba a las pantallas sin tanto ruido y espectáculo.

Se trata de Sol Naciente, una de las mejores películas que jamás se hayan hecho sobre el mundo de la empresa japonesa, o al menos, sobre la visión que desde Occidente teníamos de ellas. Disfrazada de Thriller con asesinato y todo, Sol naciente es en realidad un manual de los estereotipos sobre la empresa y los ejecutivos japoneses, que, sin entrar a valorar cuanto hay de verdad en ellos, tanto nos gustaban por aquel entonces.

84a537d6d01b4b257ea83b08btyrtujfvfvkyrue769008.jpg

Para situarnos en un marco temporal, 1993 era el fin del comienzo o el comienzo del fin para el predominio empresarial nipón. Tras una década de expansión y crecimiento increíbles, las empresas japonesas parecían a punto de comprar el mundo, siguiendo para ello una férrea disciplina propias de una cultura que admiro.

Digo que era el comienzo del fin, o el fin del comienzo, porque la expansión económica de Japón decayó abruptamente en 1989-1990. Supongo que tanto la novela como la película (1992 y 1993 respectivamente) estaban ya planeadas o simplemente no supieron o quisieron ver la gravedad de la crisis que Japón tenía entre manos, y que les ha paralizado entre 15 y 20 años prácticamente.

No hay más que ver el problema de su propia burbuja inmobiliaria.

sum_japan.svg5y457u88i8fvfvfvfvf6i8.png

Independientemente de que la película llegase tarde, pone de manifiesto un sentimiento muy común en Occidente respecto a Japón, y que ahora podría reproducir con respecto a China(veremos si China pasa por la misma burbuja y no le ocurre lo mismo que al país nipón), la impresión de que sus empresas iban a comerse el mundo.

Con actores de renombre, tanto en los papeles principales como en los secundarios, la película introduce esas ideas preconcebidas, y las mezcla con otras que, por entonces, no eran tan populares. La filosofía de pertenencia y respeto jerárquico de las empresas japonesas, su trabajo en equipo y minuciosidad, la existencia de una rivalidad entre keiretsus (grupos de empresas japonesas) y algunas técnicas como la de importar trabajadores del propio país que curiosamente ahora mismo se le están achacando a china también).

Por lo demás, lo típico, ejecutivos encaprichados con mujeres rubias occidentales, la alta tecnología (para la época), los yakuza, la venganza, el honor, y otros clásicos más propios del género criminal y elementos típicos de las novelas de Crichton.

Sol Naciente es un manual (superficial, pero muy completo en cuanto a temas) sobre el mundo empresarial japonés de los años 80´s.

Todo un espectáculo que hay que ver y que para mí, se ha convertido en un clásico que recomiendo no sólo a los fanáticos de las películas de cine policíaco, sino a aquellos aspirantes a entender el mundo empresarial y del dinero.

Por supuesto, los otakus y mangatas tampoco deberían perdérselo, pues es una de las películas que me hicieron amar Japón.